Conóceme

Mi nombre es Eva, pinto desde los 14 años y estudié Bellas Artes en Madrid.

Un día, mirando un retrato que mi padre realizó, empecé a reflexionar sobre pintura, retrato y familia. Inquietud que a día de hoy sigo trabajando.

La fuerza gravitatoria que se esconde detrás de cada familia es el motor  de mi trabajo.

 

Cierro los ojos, y veo aquella obra que mi padre comenzó a pintar cuando tan solo yo tenía diez años, antes de terminarla la colgó en la pared; para muchos siempre tuvo aspecto inacabado, a mí me parecía hermosa. A día de hoy desconozco su paradero, pero sé que es una clara influencia en mi y en mi forma de ver la pintura.

 

Él me enseñó a crear estilo y determinación, donde los trazos reflejan el alma del retratado y quedando de manifiesto la idea, de que el buen retrato no va ligado a un perfecto acabado, sino a una emoción.

 

Este rincón, es un proyecto valiente donde mi pasión, mi trabajo y el recuerdo de mi padre se juntan para retratar vínculos para toda la vida.

¡Todas las familias guardan historias increíbles!

 

La creación de Eva, hace alusión a una escena pintada por Miguel Ángel en la bóveda de la Capilla Sixtina. Creación que pasa totalmente desapercibida por los visitantes por encontrase cerca de su obra más famosa, “La creación de Adán”.

Sin embargo, es bella y está creada con difícil sencillez. Esto guarda una profunda relación con mi padre, un hombre de gran talento que nunca fue contemplado.

Tengo muchas ganas de conocer tu historia y contarla con mis pinceles. Si quieres saber cómo contáctame y te lo cuento todo.